La espiritualidad en la historia

¿Cómo entender el significado de los temas bíblicos desde el mundo antiguo al mundo contemporáneo? Esta es una pregunta necesaria para llegar a interesarse profundamente en el significado del texto del Evangelio en un sentido histórico-crítico. El estudio tipológico, alegórico y literal de la Escritura nos pone en el lugar de los intérpretes antiguos y su intento de encontrar el sentido de aquellos textos. Pero la respuesta está en entender la espiritualidad. Ella nos conduce por el primitivo mundo monástico de Egipto y desde allí examinar estas cuestiones.

La cultura del mundo antiguo de Egipto está retratada en la Escritura, que es la fuente del verdadero alimento espiritual. El monje bebe diariamente de esta fuente tratando de rehacer su imaginación en torno a la Escritura para que Ésta entre en su ser y su comunidad. “Los Dichos de los padres del desierto” son particularmente ricos en espiritualidad para realizar una vida de santidad, a la que es llamado todo el que profundiza en sus páginas y vive sus enseñanzas.

Una hermenéutica que exige que el sentido del texto se exprese en la vida. Este camino es complejo, complicado y creativo, que ha sido descuidado a través de la historia de la interpretación bíblica y que merece ser redescubierta y, además, puede estimular la reflexión sobre la contribución que pueda hacer para mejorar la comprensión de los textos.

EL DESIERTO

Egipto, siglo IV. Uno de los lugares más significativos del cristianismo primitivo. Retirados de la sociedad y en la austera soledad del desierto nació una espiritualidad original y apasionante que ha tenido gran influencia en las generaciones contemporáneas. Fue un movimiento rico y variado, compuesto por personas de cultura rural, y más culta, del Imperio romano tardío.

Caracterizados por su simplicidad, incluso por una cierta ingenuidad, los monjes fueron capaces, no obstante, de un sutil discernimiento de las complejas fuerzas del alma humana. Luchaban audazmente con los demonios en el desierto, pero se negaban humildemente a reconocer su propio poder. Pronunciaban palabras de autoridad, aunque con frecuencia eran más elocuentes en su silencio. Muchos de los monjes del desierto se negaron a participar en los lugares establecidos por Constantino, decidiendo vivir en los márgenes de la sociedad bajo la guía directa del Espíritu y la Palabra de Dios.

¿QUÉ IMPULSÓ A LOS MONJES A VIVIR EN EL DESIERTO?

Se han señalado varias motivaciones: la búsqueda del conocimiento (gnosis); la huida de los impuestos; un refugio contra la ley; una forma nueva de martirio; la reactivación de un movimiento ascético judío anterior; el rechazo de la cultura clásica; una expresión del dualísmo maniqueo; una respuesta a la llamada de los Evangelios.

Las Escrituras eran experimentadas como palabras vivas que penetraban en el corazón de los monjes, los iluminaba, los protegían y consolaban durante los tiempos y oscuridades, le proporcionaban un camino para la santidad. La espiritualidad o expresión de santidad es bíblica: los monjes asumían tan profundamente la Escritura que sus contemporáneos los veían como “portadores vivientes de la Palabra”.

¿CÓMO EL USO Y LA INTERPRETACIÓN DE LA ESCRITURA DIO FORMA A LA BÚSQUEDA DE SANTIDAD ENTRE LOS MONJES DEL DESIERTO DEL CRISTIANISMO PRIMITIVO?

patinir

seguimos

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s